Propiedades medicinales armuelle

armuelle

Diurético. Laxante. Nutritivo

El armuelle, Atriplex hortensis, es una hierba anual común de Asia y Europa. Si bien su origen es europeo, se estima que la planta fue introducida a Europa durante el siglo XVI en donde se adaptó fácilmente y hoy en día forma parte de la vegetación tradicional. Otros nombres con los que se le suele llamar incluyendo armoles, bledos moles, espinacas de carne, u otros similares.

La armuelle es una planta de tallo delgado y recto el cual puede alcanzar hasta los dos metros de altura. Posee pocas ramas y estas son por lo general cortas dando paso proximal a las hojas. Éstas son de gran tamaño y forma triangular, con los bordes ligeramente dentados.

Las flores del armuelle son pequeñas y de color obscuro variando entre tonalidades verdes y rojas. Debido a su tamaño casi no se logran apreciar, en su lugar resalta más la inflorescencia la cual es similar a una espiga alargada.

El fruto es de color rojo, es una baya pequeña que se torna obscura conforme va madurando hasta llegar a un tono casi negro. El interior está lleno de pequeñas semillas cubiertas por una delgada capa color amarillo.

La floración de la armuelle sucede a lo largo de todo el verano. Debido a que es una planta comestible se suele cultivar de forma extensiva en algunas regiones. Además de servir como alimento, se pueden aprovechar las hojas para diversos remedios para casos de desnutrición o similares.

Propiedades terapéuticas

El uso del armuelle data de hace muchos años, sin embargo, su uso decayó durante largo tiempo. No fue sino hasta que se hicieron estudios que detallaron sus beneficios dentro de la dieta que el consumo de armuelle volvió a popularizarse.

Su uso hoy en día no es tan popular, pero es importante señalar que existen diversas recetas las cuales se preparan a partir de armuelle. Su uso no es precisamente medicinal, pero al igual que muchas otras hierbas puede producir un ligero efecto laxante así como diurético.

También se le ha usado como antiinflamatorio aunque este uso es muy ligero y existen muchos otros remedios (tanto sintéticos como naturales) que resultan mejores.

Modo de uso

Como ya decíamos, esta planta se puede comer y sus modos de preparación son muy similares a los de la espinaca. También se pueden preparar infusiones para lo cual tomaremos algunas hojas secas y las colocaremos en una taza de agua hirviendo durante algunos minutos.