Propiedades medicinales castaño de indias

castaña de indias

Antiedematoso. Antiinflamatorio. Venotónico.

El castaño de indias, Aesculus hippocastanum, es un árbol que como su nombre lo indica proviene de la India y cuyo fruto es similar al de las castañas del género Castanea. Cabe señalar que no pertenecen a la misma familia, siendo la castaña de las indias Spindacea mientras que los diversos castaños pertenecen a la familia Fagacea. Por la semejanza de su fruto se le conoce también como falso castaño.

El castaño de indias es un árbol de gran tamaño, pudiendo sobrepasar los 30 metros de altura. Su tronco es grueso y crece casi de forma erecta, dejando a los lados frondosas y abundantes ramas. La inflorescencia crece en panículos (ramilletes) que se componen de diminutas flores de color blanco, compuestas de 5 diminutos pétalos cada una.

El fruto de este árbol guarda gran semejanza con el de otras castañas, se trata de una cápsula circular envuelta de espinas. Dentro de estas cápsulas se encuentran una o dos semillas que rondan los 5 centímetros de diámetro.

Florece durante los meses de abril y mayo, variando un poco la región. El fruto tarda en madurar y se suele colectar hacia finales de la temporada de calor o a principios de otoño.

Para fines medicinales las partes de interés son la corteza y ramas.

Propiedades terapéuticas

Tanto en la corteza como en las ramas podemos encontrar esculina y esculetina; además de diversos taninos, saponinas y minerales. Por su contenido en flavonoides se puede usar como astringente para tratar diversos problemas del sistema circulatorio tales como varices y hemorroides, no sólo revirtiendo sus efectos, también ayudando a aliviar el dolor.

También posee propiedades antiinflamatorias que junto con sus beneficios al sistema circulatorio local ayuda a aliviar edemas.

De forma externa sus extractos se usan con dos fines: como shampoo para proteger el pelo, de hecho muchos shampoos suele usar extractos de esta planta; como protector solar, aunque este uso ha ido decayendo con los años.

Sin embargo hay que tener en mente que dosis elevadas de esta planta pueden provocar intoxicaciones y que sus semillas no son comestibles. De consumirse las semillas se presenta un cuadro con dolores de estómago, gastroenteritis, somnolencia, entre otros.

Modo de uso

Se recomienda sólo usarlo de forma externa.

  • Tintura. Se prepara a partir de las castañas frescas.
  • Lavados. Se prepara una decocción con 40 gramos de corteza que son puestos a hervir en 1 litro de agua. Se puede emplear para hacer lavados en zonas afectadas por varices y hemorroides.
  • Pomadas. Se pueden encontrar en tiendas de homeopatía o medicina alternativa. Se aplican de forma local para eliminar varices y hemorroides.