Propiedades medicinales de la aladierna

propiedades curativas aladiernaAstringente. Laxante. Purgante

La aladierna, Rhamnus alaternus, es un arbusto propio de la región del Mediterráneo el cual puede alcanzar alturas de 2 a 3 metros. También se le conoce por los nombres de aladierna, alaterno, coscollino, entre muchos nombres, incluyendo árbol de la medicina.

Es un árbol perenne de hojas verdes claro con formas ovaladas y muy abundantes, la parte inferior de estas puede tomar tonalidades verde brillante o verde amarillento. Las flores son pequeñas y de color blanco con un ligero aroma, su temporada de floración es entre los meses de Febrero y Abril, después se puede obtener su peculiar fruto.

El fruto de la aladierna es de color rojo intenso o rojo obscuro, estas bayas contienen entre 2 y 4 semillas cada una y se colectan a partir del mes de mayo.  Conforme el fruto va madurando pasa a tener tonalidades más obscuras.

La parte de interés medicinal de la planta son los frutos.

El contenido de los frutos es rico en antraquinonas, flavonas y pectinas entre otras sustancias que el confieren sus propiedades medicinales.

Propiedades terapéuticas

La aladierna es conocida por sus propiedades medicinales desde hace mucho tiempo, siendo los pueblos nórdicos los primeros en aprovechar estas. Se sabe que ellos preparaban mermeladas a base de las bayas de la aladierna las cuales tienen efectos purgantes.

El efecto más usado hoy en día sigue siendo este, como purgante o laxante para usos variados de estreñimiento. Es importante señalar que el consumo debe de ser moderado y no deberá de prolongarse ya que puede provocar irritaciones severas en las mucosas y sangrados moderados.

Otra propiedad conocida está en las hojas, las cuales poseen propiedades astringentes.

Es muy importante señalar que esta planta se puede confundir con otros arbustos o plantas con frutos similares, en especial se le llega a confundir con el agracejo (también conocido como carrasquilla) el cual tiene efectos distintos.

Modo de empleo

  • Infusión. Se prepara cociendo 30 gramos de hoja de aladierna en 1 litro de agua durante 10 minutos. Se emplea para hacer gárgaras y sanar heridas o calmar irritaciones.
  • Jarabe. Se prepara a partir de los frutos y se administra después de las comidas, sirve como ligero laxante.
  • Maceración. Se maceran dos cucharadas de frutos por cada taza de agua. Se dejará reposar por 8 horas y después se filtra. Se toma en ayunas o al final del día para ayudar en problemas de estreñimiento.

Precaución: En caso de tener malestares estomacales suspender inmediatamente su uso. Recuerde no prolongar su uso en la medida de lo posible.